Tu cuerpo está lleno de detalles ¿Lo has observado?

Por: Biodiagnostica

 

Tus Uñas no dejan de crecer. Pero crecen, más lento que tu cabello. Al año pueden crecer alrededor de 3 a 4 centímetros, si multiplicamos eso por nuestra edad podemos quedarnos locos con la cantidad. Con tu cabello ocurre algo más o menos parecido solo que a una velocidad más acelerada. Al año puede crecer 13 cm o más. Todas y cada una de las de cosas de nuestros cuerpo están ahí porque así lo necesitamos, nada es coincidencia. El vello cubre casi toda nuestra piel, las únicas parte libre de pelos son nuestros labios, la palma de nuestras manos y la planta de tus pies. La esposa cabellera protege el cráneo. Absorbe el sudor el sudor y conserva el calor en invierno. Esos pelitos de la nariz y de las orejas que muchas veces son fastidiosos para ti sirven como escudo para proteger el paso de los gérmenes y del polvo. Existen folículos capilares que se presentan al nacer y que no se vuelven activos hasta la pubertad. Cuando se nos pone la carne de gallina, es decir cuando se te eriza la piel, esto se debe a la contratación de un musculo diminuto .

Las pestañas evitan el paso del polvo. Aunque no lo parezca las uñas, tienen que ver que ver mucho que ver con el cabello, ambos se componen de materia muerta y endurecida con algo llamado queratina, que es una proteína que también se encuentra en la piel. Los genes también determinan la fuerza y la dureza de las uñas, también dictan si tendrás el pelo rubio y rizado o negro y liso. Seguramente no sabías que al día pierdes 50 y 100 pelos, pero así como los pierdes rápidamente los recuperas. La caída de los folículos también puede ser un factor hereditario, influye en la calvicie, al igual que las hormonas sexuales, es por eso que los hombres pierden más cabellos que las mujeres y llegar al punto de la, calvicie. En las féminas la pérdida de cabello pasa desapercibida, suele ser de manera más repartida y en muy pocos casos presentan calvicie. Cada vez nos podemos dar cuenta de cuan complejo y grande es nuestro cuerpo ¿Qué te pareció este artículo?